CARTA ABIERTA A LOS DOCTORES JOSÉ PÁEZ Y FRANCISCO DE ASÍS MOYA

Una nueva e interesante aportación al debate del doctor Ricardo Bárcena Gómez:

RICARDO BÁRCENA GÓMEZ
20:27 (hace 1 hora)

Queridos Pepe y Paco:

Quería comunicaros algunas cosas que considero importantes y que quiero dejar muy claras.

En primer lugar, que no tengo personalmente nada en contra vuestra, al contrario, os aprecio y os tengo en alta estima.

Paco, nos conocemos  y somos amigos desde hace más de 30 años. Nuestra amistad se cimentó en nuestra querida ciudad de Oaxaca en México en el año 1985, donde tuvimos la dicha de ser alumnos del maestro Proceso. Desde entonces hemos compartido muchas cosas en las que hemos estado de acuerdo y otras, naturalmente, en las que hemos tenido puntos de vista diferentes, pero no por eso hemos perdido nuestra amistad y consideración mutuas y así pretendo que siga siendo, a pesar de nuestras diferencias actuales. A lo largo de tantos años has desarrollado una enorme labor a favor de la Homeopatía y así lo reconozco.

En el caso de Pepe, sólo quiero decirte que, por supuesto nada tengo contra ti, no olvides que te propuse personalmente para que me sucedieras en la presidencia de la AMHA, como así ocurrió. Creo que estás dedicando un gran número de horas a la asociación y te lo agradezco de corazón.

Dicho esto, quiero deciros que todos estamos unidos por el gran amor que le tenemos a nuestra querida Homeopatía y que, quizás la razón más importante por la me me separé de la AMHA fue que no quería convertirme en un elemento discordante dentro de la misma y que debía dejaros actuar, pero no ha sucedido así porque me siento con la responsabilidad de actuar dado que pienso que las cosas no se están haciendo como creo que deben hacerse.

La razón principal por la que he iniciado el debate actual que he planteado en mi primera carta ha sido el querer despertar la conciencia de los médicos homeópatas andaluces, especialmente de los sevillanos, en relación con lo ocurrido con el Real e Ilustre Colegio Oficial de Médicos de Sevilla, y también que vosotros dos podáis reflexionar y ver que las cosas se pueden hacer de un modo totalmente diferente.

Los hechos están ahí, en el pasado mes de diciembre la Junta Directiva del Colegio de Sevilla nos comunica que a partir de ese momento ya no podíamos continuar con nuestras actividades de formación en Homeopatía en la sede colegial. A partir de entonces vienen nuestras discrepancias. Hemos estado más de treinta años con diferentes actividades de formación en nuestro Colegio, con un comportamiento exquisito por nuestra parte y con el apoyo de varias Juntas Directivas. En el mes de diciembre, la Junta Directiva actual adopta una decisión presionada por la OMC, especialmente por el Dr. Rodríguez Sendín, y por el Consejo Andaluz de Colegios de Médicos. El presidente actual del Colegio, Dr. Juan Bautista Alcañiz, que siempre nos había apoyado, incluso  baremándonos y dándonos diplomas reconociéndonos como médicos homeópatas, ante las presiones recibidas, también por parte de algunos miembros destacados de su Junta Directiva, da marcha atrás y claudica, negándonos el derecho que tenemos como médicos colegiados a tener nuestras actividades dentro de nuestro Colegio.

Después de esa decisión arbitraria y absolutamente dictatorial por parte de nuestro Colegio, la Junta Directiva actual de la AMHA, en línea con la FEMH y la ANH, decide que no debe adoptarse ninguna medida de presión ante la cacicada perpretada contra nosotros, pensando que si presionamos las consecuencias pueden ser peores. Ha sido un enorme error, pues, han pasado ya cinco meses desde la decisión del Colegio y estamos como antes. Tanto Pepe como Paco, habéis optado por elegir lo que yo he llamado «buenismo», es decir, no presionar, no incordiar, no molestar. Han pasado varios meses para que hayáis tenido una entrevista con parte de la Junta Directiva del Colegio sin obtener los resultados deseados, que no son otros que el Colegio nos deje seguir con todas nuestras actividades, sin cortapisas ninguna.

Paco, te he dicho en varias ocasiones que cómo todavía sigues colaborando con nuestro Colegio, organizando numerosos actos como Director General de Cultura del mismo. Piensas que desde dentro puedes ayudar pero al colaborar con el Colegio, de alguna manera  estás apoyando los decisiones que adoptaron. Hace ya tiempo que debistes dejar tu labor cultural dentro del Colegio, a la que dedicas muchas horas, pues, como dice el refranero español, «el que calla otorga». Personalmente no entiendo esta colaboración.

Tenéis que tener claro que la Junta Directiva del Colegio está constituída por toda una «casta burguesa» que, sea al precio que sea, tienen que mantener su estatus y privilegios. Así ocurre también con el resto de Colegios de Médicos de España.

Ha pasado ya el tiempo del «buenismo», de las buenas palabras, digamos de los buenos modales. Se les  ha informado reiteradamente, hemos dialogado, nos hemos humillado, y nada de eso ha servido para nada; ha llegado el momento de la acción, de presionarles, de decirles que no vamos a seguir esperando, que no hacemos nada malo y que hemos elegido la Homeopatía como mejor opción terapéutica para la gran mayoría de nuestros enfermos y que, además, los enfermos tienen derecho a elegir el método terapéutico que quieran. Ya está bien que nos satanicen, que nos metan en el saco de las pesudociencias y pseudoterapias.

Es el momento de cambiar de estrategia, de dejar de ser «buenos chicos» y actuar con contundencia para pararles los pies a esos dictadores de los Colegios, «señoritos andaluces», que piensan que son dueños de los mismos y que los dirigen como si fueran sus propios cortijos. La razón está de nuestro lado, sólo pedimos que nos respeten.

Al haber mandado mi primera carta he pretendido también que los médicos homeópatas andaluces salgan mayoritariamente de la lamentable indiferencia en la que están instalados y actúen. Tenemos la gran responsabilidad de luchar para que la Homeopatía ocupe el lugar que merece y podamos dejarle algo mejor a lo actual a las generaciones futuras de médicos.

Hay una medida concreta que quiero proponer y es convocar una gran asamblea de médicos homeópatas andaluces en el Colegio de Sevilla para que podamos hablar sin prisas de las medidas que vamos a adoptar para intentar doblegar la pérfida voluntad de esa «casta burguesa» que ocupa las Juntas Directivas de los Colegios de Médicos de Andalucía, para que nos reconozca y nos abra sus puertas. Para lograr ese objetivo no queda otra opción que presionarles y pasar a la «lucha armada» con el arma que tenemos en nuestras manos, me refiero la razón que nos asiste como médicos colegiados a hacer uso de nuestras sedes colegiales para nuestras actividades de formación. A veces, hay que dar un puñetazo enérgico en la mesa y decir basta, hasta aquí hemos llegado. Esa es nuestra obligación y nuestra responsabilidad, es lo que tenemos que hacer, por amor a la Homeopatía. Propongo esa asamblea para el mes de junio. Considero que le corresponde a la AMHA, como legítima representante de los médicos homeópatas andaluces, liderar esa convocatoria y trabajar para que haya una asistencia aceptable. Personalmente, os ayudaré en todo lo que pueda.

Deciros también que todo debe salir a la luz, sin reservas;  que se enteren de una vez de que como médicos debemos tener el apoyo y consideración de nuestros Colegios. Ya está siendo así de alguna manera porque el Dr. Emilio Morales Prado, con muy buen criterio, ha colgado nuestras comunicaciones y diferentes puntos de vista en su blog y ya están circulando por Intenet.

Por último, señalar la conveniencia de explicar perfectamente a todos los médicos homeópatas la línea de actuación de la ANH, las razones de la forma de actuar que han elegido, los movimientos que están realizando, las acciones concretas que están llevando a cabo, «luz y taquígrafos», sin miedo, que les llegue a los Colegios lo que queremos.

En fin queridos Pepe y Paco, habría muchas más cosas que deciros pero por hoy es suficiente. Apelo a vuestra conciencia para que podáis reflexionar y cambiar de estrategia y dejéis de estar sometidos al «yugo» de la FEMH y de la ANH. «La verdad os hará libres».

Un fuerte abrazo.

Ricardo

P.S. Mando estar carta también al Dr. Antonio Marqués, presidente de la FEMH y de la ANH, al Dr. Fracisco Bautista, secretario de la FEMH , al Dr. José Luis Espejo, secretario de la ANH y a los Dres. Emilio Morales, Valentín Romero,  Enrique Pérez, Isabel Romero, Dolores García Ajenjo y Ramón Castro.

 

Doctor Emilio Morales

Si te ha gustado compartélo, GraciasShare on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *